Prosper Weil, jurista excepcional

Un mes después de su muerte, y cuando ha pasado casi desapercibida en nuestro ámbitos académicos, es importante destacar a quien fuera uno de los grandes juristas e internacionalistas del siglo XX.

Antes de convertirse en un maestro reconocido del Derecho Internacional, ya lo era del Derecho Administrativo. Su ensayo sobre este tema en la colección  « Que sais-je ? »  es una de los más admirables ejemplos de síntesis jurídica. Tales logros demuestran que Prosper Weil era un experto general del Derecho, de la misma estirpe que Vedel o Carbonnier, capaz de manejar la técnica jurídica sin detenerse en las fronteras de las diferentes ramas: derecho público/derecho privado, derecho interno/derecho internacional.

Como lo ha escrito uno de sus cercanos colaboradores, esa polivalencia es lo que explica la facilidad aparente con la que él pasó, a principios de los años 70 del siglo pasado del derecho administrativo a una dedicación asidua al derecho internacional que culminó con un curso extraordinario en la Academia de La Haya.

Alli se pronuncia él contra  ciertas “evoluciones recientes del sistema normativo internacional: teoría del jus cogens, distinción de crímenes y delitos internacionales, concepto de la regla de derecho internacional general, noción de obligación erga omnes” que le valieron vivas críticas, las cuales él lamentó y denunció comparándolas con una cacería despiadada de brujas. No obstante que el objeto de sus propias denuncias está hoy en el centro de algunas fecundas controversias en el seno de la disciplina.

Comenta  Allain Pellet de la Sociedad para el Derecho Internacional que Weil atacaba ferozmente cualquier resultado del que llamaba principio “rudimentario” de equidad ( sin embargo tan fatigado en nuestra jurisprudencia), siempre en busca del orden y la coherencia en el manejo de las instituciones y en las soluciones de lo jurídico.

En una práctica abundante del derecho internacional ya como abogado o como árbitro, durante  una veintena de años fue además miembro del Tribunal administrativo del Banco Mundial,  el que presidió, además entre 1.989 y 1.993.

Y en lo que a nuestro país corresponde, el profesor Weil fue consultor respecto del diferendo marítimo con Nicaragua. En suma, ha muerto un gran jurista y un profesor excepcional.

Acerca de rasbe

I'm a lawyer. I was a Judge in the Highest Administrative Court of Colombia and now I'm partner in Saavedra Becerra Abogados S.A.S., a lawyers firm. At the same time I'm a n University professor on State Liability at the Javeriana University in Bogotá.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.